Desacuerdo con todo: Estúpido optimismo.

lunes, 23 de enero de 2012

Estúpido optimismo.

Odio los falsos optimismos. No hay nada que me repatee más el pancreas que un maldito estúpido optimismo hipócrita. Odio a esas personas que te dan falsos ánimos, te dicen frases jodidamente optimistas para hacer ver que les importa lo que les estás contando, mientras ellos están pensando en la cosecha de las cebollas de Vandellós.


Hay unas cuantas frases, que me hacen perder los papeles. Realmente tu estás cagándote en todo, y en vez de darte la razón, y decir que el mundo es una gran mierda negra, prefieren decir una frase própia de enanos mentales.


Vamos a poner algunos ejemplos.




Anorectoplastio dice : -Mi mujer ha muerto, mi hijo se ha suicidado, me he quedado sin empleo, soy cocainómano, me van a embargar los muebles, y tengo 25 años y parece que tenga 50.




Carótido Petrogastrio dice : Podría ser peor.






Vamos a ver ; cómo puede ser peor? Cómo esa situación puede empeorar? No puede. Es lo peor del mundo, en cambio, ése gilipollas suda totalmente de si te mueres o si estás en la flor de la vida, así que prefiere decirte que podría ser peor, demostrando un estúpido falso optimismo que provoca una diarrea mental a cualquiera.










Wenceslao Zapaterez dice : Me he gastado todos mis ahorros en un negocio, el cual ha quebrado... me he quedado con 300€ en la cuenta, y sólo me han dado 10€ de intereses en lo que va de año...




Hijoputez dice : Menos da una piedra.








Yo creo que para escuchar gilipolleces ya tenemos la COPE, así que no es necesario soltar chorradas de éste calibre, cuando alguien te cuenta sus malditas desgracias.


Tambien hay el caso contrario. Hay el que se alegra de lo que tiene, quién es feliz con su vida, y que intenta transmitir a los demás lo que siente. Inexplicablemente, en vez de alegrarse, lo tiran todo por el suelo. Pondremos un ejemplo :




Mister felicidad : Tengo una vida estupenda, estoy en la flor de la vida, hago ejercicio,y me siento genial. Tengo dos hijos maravillosos que me quieren, y una esposa que me da todo lo que puedo desear. Un trabajo estable, y no me puedo quejar de mi economía. Puede decirse que soy una persona satisfecha.


Individuo jocosamente envidioso : Bueno bueno, no alardees tanto, que tampoco tienes una vida tan estupenda.




Y ahora me veo obligado a hacer una pregunta, muy sencillita : QUÉ COÑO OS PASA?
Cuándo me quejo de la mierda de vida que tengo, me dais unos estúpidos ánimos falsos, los cuales animan más a inmolarse que a cualquier cosa, de la rabia que dan ; en cambio, cuándo estoy satisfecho, me llamáis fanfarrón?


Conclusión : No esperes nada de nadie, y no le cuentes tus desgracias a alguien que sepas que no le van a importar un carajo y medio, (o medio carajo, cada caso...)


PD : Ésto no está basado en experiencias própias, qué va...

No hay comentarios:

Publicar un comentario